Técnicas y prácticas en la lectura del Tarot

Los tarotistas modernos no queremos ser vistos como charlatanes, lectores fríos, estafadores o locos. La mayoría de los lectores queremos ser vistos como profesionales y por lo tanto hay que tener cuidado de presentarse como tales. Cuánto drama y misterio añadir a una lectura es algo que cada uno debe decidir. Y no sólo está la idea de añadir el drama por el drama; sino que también deberíamos tener en cuenta nuestras propias creencias.

El ritual juega un papel importante en la lectura del tarot. El ritual (o rituales) no necesitan ser elaborados o dramáticos para ser útiles. Simplemente necesita repetirse cada vez que se realiza una lectura y ser una acción que lo lleve a un lugar de enfoque pacífico y tranquilo que ayude en la concentración. La simplicidad puede ser algo hermoso, creando una atmósfera tranquila, como la del Zen. Y muchos tarotistas modernos prefieren evitar a toda costa el estereotipo de la adivina gitana. Sin embargo, hay algo que decir a favor de una experiencia mística, sensual  y dramática en tus lecturas.

¿Sabes lo importante que es el sentido de la experiencia para ayudar a la gente a aceptar y entender la sabiduría de las cartas?  ¿No es eso lo que se supone que debes hacer?

Vamos a ver algunas de las técnicas y prácticas que son muy comunes en la lectura del Tarot. Por supuesto que no se trata de reglas rígidas ni de técnicas o prácticas que resulten imprescindibles a la hora de hacer una lectura correcta. Sin embargo, verás que con la práctica y la experiencia, algunas de las técnicas y prácticas que se presentan en esta entrada, te resultarán tan naturales y beneficiosas que las usarás siempre.

Espacio sagrado para la lectura del Tarot

Los paganos estarán familiarizados con la idea del espacio sagrado y el ritual de formar un círculo. Una lectura de tarot no requiere un círculo mágico (aunque, sin embargo, a muchos lectores de tarot les gusta crear la sensación de estar en un lugar especial. Un paño o bufanda es una forma rápida y portátil de crear un espacio. Define el espacio para colocar las cartas y has que se convierta en un punto focal, haciendo que todo lo demás retroceda al fondo. Esto puede ser muy útil si está leyendo en un lugar público con otra actividad que pueda distraerle. La tela puede ser de cualquier material, aunque tradicionalmente la seda sera la preferida, sobre todo si se usa para envolver las cartas después, porque se dice que protege energéticamente a las cartas de vibraciones indeseables.

Más importante que el material, sin embargo, es el color y el patrón. Las cartas deben ser siempre el foco y el paño nada más que el fondo, así que selecciona un color y patrón que realzan pero que no chocan con sus cartas. Un paño de terciopelo o algodón ayuda a que las cartas permanezcan en su lugar; las cartas pueden deslizarse o ser difíciles de manipular en otros materiales más deslizantes, como una tela sedosa o en una tela de satén.

Representaciones de los elementos en la lectura del Tarot

A muchos lectores de tarot les gusta incluir objetos que representan las energías elementales del tarot. Una piedra, un cristal, un pentáculo, un tazón de sal o un poco de tierra pueden representar
pentáculos o al elemento tierra…. Un vaso de agua puede indicar copas o el elemento agua.  Por otra parte, una vela es el símbolo más común para los bastos y el elemento fuego, aunque una varita o ramita real puede ser usado también.

Las espadas y el elemento aire están presentes en forma de incienso, una pluma, o un pequeño cuchillo o athame, para una representación más literal. Dependiendo de su sistema de creencias, puedes obtener todos los detalles que quieras con tus símbolos.

Objetos en el espacio sagrado en la lectura del Tarot

Dentro de la gran variedad de objetos que almacenan energía y pueden usarse para completar el espacio sagrado en el que se lleva a cabo la lectura del tarot, puedes escoger un cristal basado en sus propiedades curativas o adivinatorias, como el ojo de tigre; un incienso que promueve habilidades psíquicas, como el incienso rojo; y colores de velas para ideales específicos, como el blanco para representar pureza o el púrpura para representar la espiritualidad y sabiduría superior.

Estimular los cinco sentidos en la lectura del Tarot

Las personas que tienen un don para crear grandes experiencias saben que todos los sentidos deben estar involucrados. La vista es fácil: están las propias cartas más todo lo que sea que esté incluido en su espacio de lectura. Las velas perfumadas o el incienso atraen el sentido del olfato. Algunos lectores se frotan las manos con aceite esencial y luego sostienen su mazo de tarot, frotando el aceite en los bordes de las cartas para que capten el aroma.

Una música suave y relajante de fondo, tocando una pequeña campana en el comienzo de la lectura, o la regulación de su voz traen sonidos agradables.

En cuanto al sentido del tacto, existe un producto llamado polvo de abanico que se utiliza por magos para evitar que sus cartas se peguen. El polvo de abanico se aplica a las cartas y las hace sentir maravillosas. Lleva algún tiempo extra, porque tienes que empolvar y luego limpiar cada carta individualmente, pero vale la pena el esfuerzo y realmente mejora la sensación de cualquier mazo en tus manos y en las de quienquiera que toque tu baraja.

Por último, está el sentido del gusto, que puedes agradar compartiendo con el cliente una simple bebida, una galleta, un chocolate o un trozo de fruta. Usa algo simple, pequeño y limpio; nadie quiere que se manchen las cartas con comida.

El final de una lectura de Tarot

Muchos eventos memorables terminan con un gran final, como ejemplo más clásico podemos mencionar el postre al final de una comida. Aunque es difícil imaginar exactamente lo que podría ser un final memorable de una lectura de Tarot, todavía podemos terminar nuestras lecturas con algo especial.

Las siguientes prácticas tienen varios beneficios. En primer lugar, proporcionan algo concreto que en sí mismo no depende de la lectura. Segundo, si usted está leyendo para una consulta, éstas prácticas ayudan a señalar a la consulta que la lectura está llegando a su fin. Cuando esté listo para cerrar la lectura, podrás hacerlo de alguna de las siguientes maneras:

  • Haz una última pregunta y coge una carta como respuesta.
  • Coje una última carta para que otorgue un consejo con respecto a la situación.
  • Se coge una carta y se usa para crear una afirmación.
  • Robar una carta como significante de un mensaje especial de la Divinidad.

Para esta última carta, puedes usar el mismo mazo que usaste para la lectura o puedes usar un mazo diferente por completo. Puedes usar otro mazo, pero sólo se puede robar una carta de
los Arcanos Mayores. Puedes usar un mazo de oráculo; los mazos de oráculo son similares a los mazos de tarot y se usan para adivinación o inspiración. Sin embargo los mazos de oráculo, no siguen la estructura de una baraja de tarot. Muchos lectores prefieren un mazo de tarot para la mayoría de las preguntas, pero les gusta la variedad de usar un mazo de oráculo como parte del final de la lectura.

Prácticas para después de una lectura de Tarot

Incluso después de que la lectura haya terminado, puede haber algunos cabos sueltos que atar. Al igual que señalamos a nuestras mentes que una lectura estaba a punto de comenzar, debemos
también traen una sensación de cierre cuando la lectura ha terminado. Sólo se puede utilizar uno o una serie de pequeños rituales. Aquí hay algunos ejemplos de acciones simples que pueden ser
usados como rituales de cierre:

  •  Apagar una vela.
  • El sonido de algo como una campanilla.
  • Juntar las cartas en un montón y golpear el montón tres veces con el dedo índice.
  • Guardar las cartas en una caja o bolsa o envolverlas en un paño.
  • Cerrar los ojos y respirar profundamente tres veces.
  • Decir una oración o una bendición.

Limpieza y almacenamiento de sus cartas

Algunos lectores, particularmente aquellos que son muy sensibles a la energía que les rodea, limpian ritualmente sus cartas de tarot antes o después de cada uso. Una manera muy sencilla de
hacer esto es revisar todas las cartas y asegurarse de que estén en posición vertical, y luego ponerlas en un determinado orden. Nada extravagante, es simplemente una forma de señalar a tu mente que has terminado de leer las cartas y que todo está en orden hasta la próxima vez.

Otra técnica fácil es sostener todas las cartas en la mano, desplegadas en forma de abanico, y simplemente agitarlas por el aire, imaginando cualquier energía residual abandona las cartas,  y posteriormente barajarlas. La idea que subyace detrás de ésta técnica es que después de leer las cartas, lo que ha creado un cierto orden, devolvemos nuestras cartas a su estado original de caos barajando después de una lectura.

Aunque todavía es bastante simple, las técnicas más elaboradas incluyen quemar salvia o un incienso con propiedades limpiadoras y pasar por el humo, o bien todo el mazo de cartas, o cada una de ellas de una en una individualmente.

Después de que haya terminado de usar sus cartas de tarot, usted querrá recogerlas y guardarlas en algo para que ninguna de las cartas se pierda y que todas se mantengan limpias y secas. Para ello puede usar una bolsa o una caja, pero en cuanto al almacenamiento de las cartas de tarot, si se usa una bolsa se cuenta con la ventaja de poder almacenar las cartas de tarot con espacio extra que puede incluir un cristal o una piedra. Cuarzo rosa, obsidiana, o el ojo de tigre son opciones populares, pero utilice cualquier piedra que tenga propiedades que le gusten o quiera incorporar a sus lecturas. Se pueden almacenar otros artículos con sus cartas, como una ramita de salvia o lavanda, una piedra rúnica o cualquier otro talismán.

Conclusión

Mantener sus cartas de tarot seguras y limpias, asi como poder terminar una lectura de forma precisa, son beneficios prácticos de los rituales. Otros beneficios son menos tangibles pero que también son muy poderosos tienen que ver con la espiritualidad, el ritual puede ser muy personal. Al igual que al decidir qué tipo de preguntas va a hacer, tendrá que decidir por sí mismo qué ritual y qué prácticas, si es que hay alguna, desea incorporar en sus lecturas con la finalidad de aumentar la concentración la espiritualidad y el contacto con los elementos. Estos aspectos son definitivos a la hora de hacer lecturas lo más precisas y satisfactorias posible.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *